ENTREVISTA A ADELARDO MÉNDEZ MOYA

 ALBA RUÍZ-Toledo-25/04/2009
En la visita con la que el dramaturgo Adelardo Méndez nos deleitó el pasado 22 de abril, este escritor nos respondió a las preguntas que los alumnos de 3º de ESO le formulamos.
Buenos días, Adelardo, mi pregunta para usted es que si cuando escribe suele basarse en hechos reales.

Hola. Sí, seguramente sí. No vivo en Marte, y puedo coger ejemplos de cualquier cosa, de un prospecto de un medicamento, incluso, ¿sabes la de ideas que da un prospecto farmacéutico?, (añade riéndose) deberíais hacerlo de vez en cuando, es un ejercicio muy interesante.
¿En qué se inspira para la creación de personajes?

Bueno, yo creo que me inspiro en situaciones. (Se ríe) Un ejemplo: para mi obra “Zambullirse en la moqueta” me inspiré en un día en el que me quedé a dormir en casa de un amigo y el picaporte de la puerta se rompió estando yo dentro. No se abría, y cuando él vino a ver por qué no me levantaba, se quedó también encerrado conmigo, de un modo similar al que quedan encerrados el vigilante y la jefa en el despacho. Y allí nos quedamos hasta que vinieron a abrirnos (dice riéndose) De esa situación, de ese momento, salió la idea de mi obra, de un modo curioso. Pero más o menos así se crea todo.
Cuando escribe, ¿visualiza la representación de las escenas?

Claro que sí. Cuando escribo, incluso me hago un pequeño boceto para situarme. Es una forma de tener controlado el espacio y todo en general. Para mí el marco es crucial.

 

¿Qué quiere transmitir al público con sus obras?

En principio, ALGO. Si es una comedia, risa; si es una tragedia, emoción. Lo que no quiero es que alguien entre al teatro y salga igual que ha entrado, porque eso significaría que mi obra no ha transmitido al público ningún tipo de sentimiento.
¿Cuál es su autor favorito?

¡TODOS! (contesta muy decidido). Si no me gustasen, no los leería. Si es un drama y no me emociona o si es una comedia y no me hace reír, creo que no merecen la pena y no los leería. Pero bueno, quizá mi favorito sea Valle Inclán. De él me gusta todo absolutamente; su prosa es interesante y creativa, y en el teatro es simplemente increíble. Incluso creó un nuevo género dramático, “el esperpento”. Aparte de él, Cervantes y algunos más.
¿Qué obra de la literatura universal es su preferida?

No sé… sólo una obra… la literatura universal es tan extensa, abarca tantos buenos libros, que es muy difícil. Sí sé las que no me gustan, pero decidir entre una sola obra de toda la literatura me sería imposible.
¿Qué es lo que más le gusta como escritor: el momento de escribir, el de la publicación de un libro o el de la representación de la obra?

Sin duda, la representación. Hay gente que dice que si una obra no es representada no está terminada. Yo no lo creo así, pero el momento de la representación es un momento importante porque al fin y al cabo es lo que de verdad llega al público.

En sus acotaciones el lenguaje es muy culto, sin embargo, en los diálogos de su obra “Zambullirse en la moqueta” utiliza un lenguaje coloquial ¿por qué?

No, yo creo que en las acotaciones lo que se busca en el lenguaje es la máxima precisión y en los diálogos de los personajes que éstos adquieran vida. Los personajes son entes autónomos, hablan de acuerdo con su cultura, su educación y el medio que les rodea.
¿Qué sintió cuando ganó el premio Alfiler de la bufanda de Valle Inclán? ¿Qué significado tiene este premio?

Este premio es un premio raro (comenta riéndose). A este premio no te presentas, te eligen, y significa que eres reconocido por tu trabajo entre la profesión. Significó mucho para mí porque fui la única persona menor de 30 años y de Andalucía a la que se le había entregado este premio.

Para finalizar una última pregunta: de sus obras, ¿cuál es su preferida? ¿Por qué?

¿De mis obras? (pregunta extrañado) Ninguna (contesta riéndose). Yo, la verdad, no suelo releer mis obras porque ya las conozco y me aburren ¡las he escrito yo! Conozco todo lo que está escrito. Cuando termino una obra, dejo de pensar en ella y empiezo con otra. Pero bueno, quizá una de mis predilectas sea “Como no haya sido la calor”. Es una obra que me gustó mucho escribirla.

 

 

Así terminó nuestra charla con Adelardo, no sin antes agradecerle que hubiera venido al colegio y respondido a nuestras preguntas. ¡¡Gracias Adelardo!!

 

Con la colaboración de los alumnos y alumnas de 3º de ESO A, B y C.